no alimentar tu ansiedad

Juegan con mis sentimientos

¿Qué hacer cuando siento que juegan con mis sentimientos? Cuando percibo que otra persona me hiere.

El primer punto es aceptar que el otro no es el que me manipula. Esa sería una actitud victimista de la situación que te coloca en indefensión. Sólo puedes sufrir ya que estás en manos del otro. Acabas de venderte al otro, externo a ti, que podrá hacer o no con tus emociones sin que tú puedas controlar la situación.
La única pregunta que debes hacerte es ¿Cuáles son mis necesidades reales? Es una buena clave anti-manipulación. Al responder a esta pregunta todas las respuestas tienen que ver con mis miedos y carencias del pasado, desde mi infancia.
Existe una forma fácil en que otro juega contigo. Que tú no tengas control sobre tus prioridades reales.

Sólo hay que mirar hacia adentro:

Conocerte y hacerte responsable de lo que necesitas. Darte ese amor, valentía, confianza que estás necesitando desde dentro. Nadie va a venir desde fuera a llenar tus vacíos. Los que solo tú conoces. Tu deber es, con amor, no tanto llenar ese vacío, sino aprender a quererte a pesar de que esas sensaciones estén ahí.
Hay que estar dispuesto a hacerse uno responsable de las decisiones que estás tomando en cada momento de tu vida. Sobre todo, cuando entramos en modo víctima y echamos la culpa de nuestras emociones a otros, el mundo, el manipulador, el que me maltrata, el que juega con mis sentimientos.

Es momento de tomar el control y reconocer la evidencia, sólo yo tengo el poder para vivir mi vida, cada decisión es mi responsabilidad.
Habrá circunstancias que no dependen de ti. Las cuales marcan tu perspectiva del mundo, de la vida, de las personas y de ti mismo. Pero la mayoría del tiempo tienes la opción de empoderarte o de victimizarte. Esa es la diferencia, conocer nuestros miedos, así como a nosotros mismos. Conocer nuestras necesidades y tomar decisiones conscientes que nos lleven a vivir la vida como queremos.

no alimentar tu ansiedad

Qué hacer para no alimentar tu ansiedad

En el libro “Sal de tu mente entra en tu vida” de Steven C. Hayes se dan las claves para aprender a no alimentar tu ansiedad, priorizar sobre lo importante y no invertir tiempo y energía de cada día a reproducir de forma automática patrones que no nos ayudan a enriquecer nuestra vida.

Vive el presente en toda su amplitud.

Por lo general las personas cuando sienten nervios, éstos no van solos sino asociados a otras sensaciones como agobio, tensión muscular, pensamientos negativos… Y es normal notar esta tendencia a preocuparse y querer evitar esas sensaciones. Sin embargo, también se puede demostrar una capacidad para afrontar los problemas, tratarse con amabilidad aún en momentos difíciles y comprometerse con lo que de verdad a uno le importa. Las dos alas son necesarias para emprender el vuelo, aceptarme con lo que hay en cada momento y comprometerme con lo que me enriquece la vida.

Autoconocimiento

Es necesario un trabajo de autoconocimiento, saber discriminar cuáles son las sensaciones más difíciles, con las que más fácilmente nos dejamos llevar y una vez que conocemos nuestros puntos débiles aceptar que Si, tenemos una parte vulnerable y Sí somos libres para elegir conductas comprometidas con nuestros valores.

Conforme nos hacemos conscientes de dónde dirigimos nuestra atención se hacen accesibles para nosotros otras sensaciones, diferentes de las dolorosas, que también están presentes en este momento y las podemos notar con total intensidad cuanto más tiempo mantenemos nuestra atención en ellas. Realmente lo que sucede es que abrimos el campo de visión y no sólo vemos la ansiedad sino también otras opciones que nos permiten mantener cierta distancia entre Yo y mi mente.

Actitud abierta a la vida.

Conectar con el momento presente nos da la oportunidad de apreciar, algo que es vital a la hora de ser libres para elegir conductas comprometidas con lo que importa a cada persona, como es darse cuenta del nivel de cierre o apertura a la situación que actualmente vives. No hay mejor lugar , mejor relación , mejor dilema, mejor trabajo que este.

El reto no está en cambiar a las personas, los conflictos o las sensaciones ansiosas que tenemos sino en dejar que la propia vida se convierta en nuestra maestra y sacar el máximo provecho a la situación, con éstas energías, con éstos recursos, con ésta sabiduría. Dar en cada momento lo mejor de nosotros mismos, por muy limitador, desagradable o duro que este pueda parecer.

Clave para ser yo el que vive mi vida. 

Una clave para ser Yo el que vive mi vida y no dejarme llevar por mi mente es ser consciente de que soy Yo quien elige el tema del que hablo. Evitar preocuparme por la ansiedad y dar vueltas a lo mismo, poner excusas, quejarme o razonar sobre lo mismo suele ser un buen predictivo de éxito. Aprender a decir No, con una amplia sonrisa, sincera y compasiva. Es compatible negar algo a alguien y quererle.

Planificación.

Asegúrate de planificar sólo una vez, cuando has elegido el camino que vas a andar no hace falta repasar y repasar la ruta ya que mientras lo haces te pierdes el ratito de vida que tienes bajo tus pies. Cada momento es una gran oportunidad para vivir la vida que quiero, Vale la pena enfocar nuestra atención hacia las cosas que Sí tengo, agradecer todas las cosas con las que Sí puedo contar, que la mayoría está en mi interior y sólo hace falta que yo me haga consciente de que son recursos que están ahí accesibles en este segundo.

 

Participa en nuestro próximo curso: Gestionar la Ansiedad

Conscientes del problema que existe en nuestra sociedad con la ansiedad, en Psicología Yeste hemos diseñado un curso presencial en Albacete para aprender a gestionar la ansiedad. Inicio del curso el 19 de Octubre.

MÁS INFO

Vídeo sobre el curso